Solomillo con aire cantonés

Ingredientes para la marinada:
1 Kg de Solomillo (dos piezas)
3 Cucharadas de Salsa de soja
3 Cucharadas de Aceite de Oliva Virgen Extra
2 Cucharadas de Vinagre de arroz

Ingredientes para la salsa:
2 Ajos
50 g de Anacardos sin tostar
½ Cebolla
2 Cucharaditas rasas de Jengibre en polvo
3 Cucharaditas de Vinagre de arroz
4 Cucharaditas de la mezcla «Cinco especias chinas»
3 Cucharadas de Salsa de soja
150 ml aprox. de Agua
1 Cucharada de Miel
Aceite de Oliva Virgen Extra

Preparación:
Comenzaremos marinando el solomillo. Para ello limpiaremos la carne de grasa y la meteremos en una bolsa de congelación. Le echaremos 2 cucharadas de vinagre de arroz, 3 cucharadas de salsa de soja y 3 cucharadas de Aceite de Oliva. Cerraremos la bolsa, con poco aire dentro y removeremos para que la marinada bañe toda la carne.

Este proceso podremos hacerlo de víspera, dejándola en el frigo reposar o como mínimo 1 hora antes.

Para la salsa picaremos a cuchillo los anacardos. En una sartén con un poco de aceite los doraremos ligeramente a fuego medio. Reservaremos en un plato.

En la misma sartén con un poco más de aceite doraremos ligeramente los ajos, que habremos pelado y picado muy pequeñito. Le añadiremos la cebolla picadita y la doraremos también con una pizca de sal.

A continuación le echaremos una cucharada de miel y la cocinaremos 1 minuto, sin dejar de remover.

Ahora le toca a las especias. Pondremos 2 cucharaditas rasas de jengibre, 3 cucharaditas de Vinagre de arroz, 4 cucharaditas de «Cinco especias chinas» (la mezcla se llama así), 3 cucharadas de Salsa de soja. Removeremos unos segundos y añadiremos el agua.

Lo cocinaremos a fuego medio-bajo durante 4 minutos, removiendo de vez en cuando. Trituraremos la salsa y la verteremos de nuevo a la sartén junto con los anacardos. La cocinaremos 2 minutos más. Reservaremos.

La salsa debe quedar espesita, para que cuando cubramos la carne con ella la nape bien. Si nos quedara demasiado espesa podremos aligerarla con cuidado de no pasarnos, con un poco más de agua.

Para el solomillo cogeremos una sartén untada de aceite. Lo doraremos bastante a fuego alto por todas las caras.

Como los solomillos tienen una zona más gruesa que otra, yo los corté por la mitad. El trozo más fino suele quedar bien hecha con el asado en sartén. El trozo más grueso, tras el asado lo puse en un plato con una tapa de microondas y lo cociné en el microondas 1 minuto 20 segundos a 600w. Después lo dejé reposar unos minutos para que se temple, tras los que lo corté en rodajas gruesas.

Serviremos en el plato y salsearemos para que cada rodaja quede bien cubierta. Listo y a comer.

Nota:
Si nos sobrara solomillo, podremos aprovecharlo troceándolo pequeñito y usarlo en un salteado con una mezcla de arroz para guarnición cocido (mezcla de tres arroces: largo vaporizado, rojo y salvaje). Lo saltearemos unos minutos con un poco de Aceite de Oliva Virgen Extra, 2 cucharaditas de «cinco especias chinas» y un toque de sal.

Añadiremos la carne al final. Removeremos y… Listo y a comer.

Las especias le dan a nuestra carne junto con los frutos secos un toque muy especial.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s