Chili con carne

chili-carne

Ingredientes:
350g de chícharos (judías blancas) a remojo de víspera
350g de carne de cerdo (cabeza de lomo)
1 cabeza de ajo
1 lata grande de tomate natural triturado Martinete (810g)
1/2 cucharada (de café) de orégano
3 hojas de laurel
1 pizca de tomillo
1 buen toque pimienta negra
1 punta de una cuchara (de café) de guindilla en polvo
1 toque de pimiento chili seco
1 chorrito de vinagre de vino
Aceite de Oliva Virgen Extra
Sal

Para el salteado:
1 cebolla
2 zanahorias
4 dientes de ajo
1 pimiento rojo
1 cucharada (de café) de pimentón dulce
1 copita de brandy

Preparación:
En la olla rápida pondremos los chícharos junto con una cabeza de ajo entera, sin pelar y un poco de sal. Cubriremos de agua, 3 dedos por encima de los chícharos. Cerraremos la olla y cuando suba el pitorro la dejaremos cocinar 25 minutos.

Para la salsa:

En otra olla, a fuego medio, saltearemos con un culín de aceite la cebolla picadita con una pizca de sal hasta que esté doradita. Añadiremos los ajos picaditos y cuando tomen color crema incorporaremos, a taquitos, el pimiento rojo y las zanahorias. Lo saltearemos hasta que esté  tierno, unos 10 minutos aprox.
A continuación añadiremos el pimentón, removiéndo rápidamente y le sumaremos la lata de tomate junto a las siguientes especias: las tres hojas de laurel, orégano, pimienta negra, guindilla y pimiento chili seco.
Le sumaremos un chorrito de agua de cocción de los chícharos, una copita de brandy y dejaremos hervir 5 minutos a fuego suave.
Mientras, en una sartén con un culín de aceite saltearemos a fuego fuerte la carne, que habremos partido a taquitos pequeños (con un toque de tomillo) hasta que esté doradita.
Cuando esté hecha toda la carne, la añadiremos a la olla donde teníamos la salsa.
Removeremos y añadiremos los chícharos escurridos sin la cabeza de ajo. Es importante reservar parte del agua de la cocción de los chícharos que nos hará falta más adelante.
Añadiremos un toque de tomillo, un poco de agua de los chícharos, un chorrito de vinagre y dejaremos hervir 8 minutos a fuego suave, removiendo la salsa de vez en cuando para que no se asiente.
El guiso nos debe quedar espesito y cremoso. Listo para comer.
Este plato se suele acompañar con unas cucharadas de arroz blanco cocido.

Su sabor es tan bueno que impresiona. Quien lo prueba repite… Y si guardas un poco en el congelador le harás una fiesta, ya que su sabor mejora con el tiempo… umm!!

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s